Un año de transición

 

 

La temporada 2007/08 no fue una de las más recordadas del club. Con varios inconvenientes en el comienzo, el técnico Fernando Duró pudo armar un plantel bastante competitivo, sobre todo en la segunda etapa,  para tratar de dar pelea en esta Liga Nacional. Gimnasia se había armado con los siguientes jugadores: Sebastián Festa, Diego Alba; Zachary Ingles, Facundo Venturini, Federico Mansilla; Matías Fioretti, Diego Prego; Sebastián Morales, Bruno Ingratta; Christopher Jackson, Diego Brezzo e Ignacio Alessio.
El Verde comenzó esta temporada con el pie izquierdo. Debutó contra Boca en el Socios Fundadores y cayó por 79-82, pero lo más doloroso no fue la derrota  sino que su base Alba sufría una grave lesión y se perdería gran parte de este torneo. “Había sufrido una lesión en la rodilla izquierda en la pretemporada que me molestaba mucho y me tuve que operar en General Pico. Gracias a un buen trabajo de Ezequiel Lavayén en 40 días pude volver a entrenar con el equipo y de a poco con el apoyo del grupo logré estar para la segunda fase”, explicó el cordobés.
El panorama seguía oscuro en esta primera fase ya que el club no podía levantar cabeza ni hacerse fuerte como local. Fue tan así que esta etapa Gimnasia terminó último en la zona sur con sólo dos partidos ganados y 12 perdidos. Ganándole únicamente como local a Peñarol (90-83) y a Boca como visitante (102-104). “La primera parte estuvimos bastante desarmados y con inconvenientes. Eso se sintió mucho,  no pudimos estar completos y terminamos siendo un equipo bastante corto, en el cual nos faltó un buen pívot y no teníamos suerte con los americanos que llegaban”, comentó Alba. 
Para ese cinco dominante que hace referencia el armador se había traído al rendidor Jackson pero por temas de conducta se fue tras seis partidos y en su lugar llegó un intrascendente Anthony Knox. Para reforzar ese puesto en la octava fecha se sumó Ariel Eslava.
La Segunda Fase sería totalmente diferente a la Primera. Gimnasia incorporaba a Jimmy Boston  y Charles Jones, jugador que no se había ido bien del club pero volvía para darle un salto de calidad al equipo. El debut ante Belgrano como visitante no sería positivo (derrota 79-72), aunque el equipo demostraba una mejoría en lo colectivo, más aun después de la cuarta fecha cuando Alba volvió a incorporarse. Luego de cuatro derrotas consecutivas Duró le encontró la vuelta al equipo y comenzaba a conseguir victorias importantes, sobre todo como visitante. Recién en la sexta fecha el club pudo salir del último lugar y desde ahí comenzó a escalar posiciones. “Habíamos comenzado muy mal, recuerdo que no teníamos suerte con los extranjeros que traían, pero pudimos remontar en la segunda etapa con la llegada de Charles, que nos aportó mucho.  Fue duro, tuvimos una racha  larga con derrotas consecutivas aunque el equipo estuvo muy unido, creo que fue lo principal para salir adelante. Rescato las ganas, la buena onda y el progreso que tuvimos a pesar que los resultados no se daban”, sostuvo Alessio, quien en esa temporada empezó a sumar minutos en cancha con regularidad.
Gimnasia jugó el último partido de la regular con El Nacional de Monte Hermoso como visitante y cerró de buena forma esta Segunda Fase parte del torneo, ganando 65-67 con el americano Jones como gran figura (18 puntos). El Verde terminó décimo en la tabla general, con 16 partidos ganados y 14 perdidos. Esta ubicación le permitió jugar la Reclasificación frente a Quimsa.
El equipo de Santiago del Estero logró superar a nuestro club en los primeros dos partidos, el primero fue 90-81 y el segundo 89-80 en el que fueron a un suplementario. Luego, en el Socios, Gimnasia se pudo hacer fuerte y ganar el tercer partido 72-68 con un gran Boston (21). En el cuarto juego pasaría lo que nadie quería, el equipo visitante liquidó la serie en Comodoro por 84-92 y logró el pase a los cuartos de final. “Ellos llegaron muy bien, tenían un equipo importante, con jugadores muy buenos, mientras que nosotros  estábamos en levantada y veníamos jugando de buena forma.  Fuimos con la idea de ganar un partido de los dos en Santiago.  Tuvimos un poco de mala suerte en el segundo juego que fuimos a suplementario, si  ganábamos ese partido por ahí pasábamos nosotros de ronda y era otra la historia. Después en Comodoro ganamos  el  tercero cómodos  pero en el cuarto punto no pudimos hacer nada, nos ganaron bien”, finalizó Nacho.
El Verde se despidió hasta la próxima temporada con la tranquilidad de haber cumplido de mantener la categoría en un año de transición. El presidente Juan Pablo Luque recordó esta campaña en la que esta joven nueva dirigencia debió afrontar un desafío bastante grande, formar su primer equipo con un presupuesto muy escaso: “Fue un año muy difícil. Se armó un equipo sin tener mucho conocimiento y creo que donde no le erramos fue en la contratación del Director Técnico. Nuestra intención era permanecer y sabíamos que Duró era la persona apropiada para no descender porque sabía guiar al equipo aunque no tenga un grupo de jugadores para pelear arriba como estaba acostumbrada la ciudad. Se sufrió mucho y terminamos en una relación muy mala con Fernando. Hoy mantenemos una relación buena pero en ese momento terminamos mal por incumplimientos nuestros y cuestiones que a nosotros como Comisión Directiva nos molestaron”.
 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

  • Facebook App Icon
  • Instagram App Icon
  • Twitter App Icon

Club Gimnasia y Esgrima de Comodoro Rivadavia, Asoc. Civil. 2017.

Todos los derechos reservados. Saenz Peña 764, Comodoro Rivadavia, Chubut, Argentina.